Brasil: Conferencia de mujeres de las Américas, mayo 2012

13 junio, 2012

Imagen Brasil: Conferencia de mujeres de las Américas, mayo 2012

Conferencia de mujeres de las Américas,  Sao Bernardo Do Santos.

Ponencia Ecuador: “Criminalización de la lucha social, una política del imperialismo para frenar la acción transformadora de las mujeres y los pueblos”.

Amparito Macas Pacheco.

Desde la Mitad del Mundo cuna de luchadoras como; Manuela Sáenz, Tránsito Amaguaña, Dolores Cacuango, Rosita Paredes, Tomasa Garcés, entre otras; desde el Ecuador tierra de hombres y mujeres libertarios, expresamos nuestro cariño y afecto revolucionario a las asistentes a la CONFERENCIA DE MUJERES DE LAS AMÉRICAS y en ésta nueva oportunidad de intervención, hoy en éste homenaje a héroes y heroínas populares queremos manifestar que:

El pueblo ecuatoriano, es un pueblo de tradición guerrera, de hombres y mujeres luchadoras. Históricamente las mujeres hemos sido discriminadas, explotadas; pero también, en todas las épocas, junto a los sectores sociales y populares, hemos luchado y defendido la vigencia de los derechos humanos, de las conquistas democráticas y por la transformación social. Innumerables son las jornadas impulsadas en defensa de la soberanía, contra el TLC, por la defensa de nuestros recursos naturales, la vida, la democracia, y los derechos de las Mujeres, por el trabajo digno, educación, salud y contra el neoliberalismo y la explotación capitalista.

Vivimos la época de la globalización imperialista determinada por la expansión del capitalismo. Hoy es evidente la socialización de la producción con la incorporación de millones de trabajadores/as a los cuales se ha intensificado las formas y mecanismos de explotación capitalista; así como la apropiación de las riquezas por parte de los países imperialistas, de los monopolios que concentran vorazmente  el fruto del trabajo de millones de seres humanos.

En este escenario, la crisis general del capitalismo se manifiesta intensamente y como consecuencia de ello, se pretende descargar el peso de la misma sobre los trabajadores, los pueblos y naciones dependientes. Los pueblos enfrentamos una intensa ofensiva ideológica, cultural y militar del imperialismo a fin de precautelar sus intereses. Como respuesta los pueblos se organizan y luchan, librando importantes batallas por sus reivindicaciones y la construcción de una nueva sociedad.

Hablamos desde el reconocimiento de que vivimos un momento histórico trascendental de cambios en el Ecuador; cambios que deben ser profundizados hasta la derrota total del capitalismo como condición para instaurar un régimen económico – social realmente democrático, en la que sean una realidad nuestros derechos y tengamos la posibilidad de vivir con bienestar integral y cotidiano. Sin embargo, las fuerzas reaccionarias y pro capitalistas, pretenden impedir el avance de esta corriente transformadora y cuentan para este propósito con la acción de un régimen de derecha, autoritario, prepotente y  represivo.

Rafael Correa, es la expresión de los intereses del imperialismo y la derecha;  es el impulsor de la violencia contra las Mujeres a través de constantes insultos, calificativos que nos denigran en nuestra condición de Mujer y el principal oponente a la aprobación de leyes que pongan en funcionamiento derechos alcanzados en la Constitución del 2008. Correa intensifica la persecución y criminalización de la lucha social. Actualmente en el Ecuador los y las luchadores sociales son agredidos constantemente. Para imponer su política prepotente, autoritaria y abusiva no le ha temblado la mano,  para de manera injusta e ilegal perseguir, enjuiciar y encarcelar a todo aquel o aquella, que se atreva a disentir, pensar diferente, cuestionar y enfrentar su política autoritaria, represiva, reaccionaria y de derecha.

El cuento de que la justicia ya es de todos, es solo eso, un cuento más de la “robolución ciudadana”,  lo sentimos y comprobamos cuando vemos la docilidad  con que jueces y fiscales actúan, sin argumentos, sólo con la misión de cumplir las órdenes de Correa.

La persecución de la que son víctimas cientos de luchadores sociales ha llevado a la cárcel a decenas de ellos; Marcelo Rivera, fue el primer acusado y sentenciado por sabotaje y terrorismo y que guarda prisión desde el 8 de diciembre de 2009, es ahora uno más de los presos políticos.

El 3 de marzo en la ciudad de Quito, en el sector de Luluncoto apresaron a diez jóvenes profesionales, destacamos que entre ellos están tres Compañeras jóvenes, destacadas luchadoras sociales, Abigaíl Heras, joven Abogada, madre de familia, Fadua Tapia en estado de gestación y Cristina Campaña, una invalorable dirigenta que junto a muchas de nosotras participó en la Conferencia de Mujeres de Base realizada el año anterior en Caracas Venezuela,  a ellos le sumamos los dirigentes sociales de Cotopaxi, quienes son perseguidos y se pretende sentenciarlos con las mismas acusaciones.

“Pensar diferente no es un delito”, “Son luchadores, no son terroristas” son  consignas con la que familiares, amigos, y las organizaciones sociales levantan el  rechazo a  la política represiva de Correa y de los jueces que los  acusan de sabotaje y terrorismo, sin habérseles encontrado prueba alguna de los mencionados delitos.

La justicia en nuestro país es realmente vergonzosa, mientras se juzga, condena y encarcela  a los luchadores sociales que han dado muestra a través de sus acciones que son consecuentes con las aspiraciones populares, campean libremente altos funcionarios del Gobierno, como el canciller Ricardo Patiño, cuyo ministerio está vinculado en el escándalo de la “narcovalija”, igual sucede con el Ex. Ministro de Deportes  del Gobierno Correista, más conocido como el “come cheques”. También está la Ex Ministra de Salud Caroline Chang,  el abusivo Roberto Cuero, ex gobernador del Guayas, quién se dice que con una red de comisarios corruptos ponía el sello de “revolución ciudadana” en los bares de Guayaquil.

Nuestras compañer@s detenidos en Ecuador  no serán los últimos de este régimen, y si pensar diferente, denunciar la corrupción, luchar por una mejor educación, por salud gratuita, en contra de la privatización, por el buen vivir, porque se respeten los Derechos Humanos, las leyes, y la Constitución, el trabajo digno, la seguridad social, es desestabilizar el Estado,  faltarán cárceles en Ecuador y en cada uno de vuestros países para encarcelarnos. Si por gritarle a los recaderos del Imperialismo en cada uno de nuestros países que son traidores, corruptos, vende patria, nos declaran TERRORISTAS, sintámonos orgullosas y orgullosos de serlo, somos terroristas de amor, de cambio, de transformación social.

Quienes asistimos a este Encuentro representamos a mujeres  que hemos decidido juntar esfuerzos y caminos, combates y esperanzas, rebeldías y voces y gritarle al mundo especialmente a las mujeres, que con la fuerza y alegría que nos da esta Conferencia renovamos nuestro compromiso para continuar nuestra lucha contra el sistema capitalista y  por la construcción de la Patria Libre y Soberana.

Levantamos nuestra voz en contra de todas las desigualdades e injusticias, principalmente de: clase, género, étnico culturales, etarias, por discapacidades y diversidades sexuales. Levantamos nuestra voz por todos nuestros derechos, incluido el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos, nuestras vidas, nuestros pueblos, nuestros recursos, nuestra Patria.

Llegamos hasta aquí, con gran entusiasmo y coraje, con la certeza de que todavía nos falta mucho para acabar con las inmensas injusticias y forma de explotación contra las clases trabajadoras, para eliminar la discriminación de género y la opresión a los pueblos. Llegamos para impedir que destruyan nuestros quehaceres, nuestros cuerpos, afectos y subjetividades; que desconocen nuestro inmenso aporte al cuidado de la vida, desde el campo, las comunidades, las fábricas, los barrios, los hogares, las calles, las escuelas, las organizaciones sociales y populares. Pero doblemente convencidas y comprometidas con las necesidades de las Mujeres de los sectores populares del Ecuador, de las trabajadoras, de todas aquellas que hemos juntando voluntades y sueños,  que hemos caminado la palabra tejiendo las ideas y propuestas, que hemos desarrollado acciones de resistencia social, cultural y política aportando en la construcción de nuestros pueblos desde nuestras visiones e intereses; también sumando nuestras luchas a los sectores populares igualmente excluidos de los escenarios de vida digna.

Con el entusiasmo que nos genera la presencia de las mujeres de los distintos países de nuestra América en el Encuentro Continental de San Bernardo do Campo – Sao Paulo, denunciamos la permanente y sistemática CRIMINALIZACIÓN DE LA PROTESTA SOCIAL, impulsada por el Presidente del Ecuador RAFAEL CORREA que en el escenario internacional, tiene un discurso de engaño y mentira, pues quiere mostrarse ante el mundo como un representante de la izquierda y defensor de los derechos humanos y la soberanía de los pueblos.

Por esta razón en este Encuentro, queremos desenmascarar a Correa como un traidor al proyecto de cambio impulsado por las organizaciones sociales y políticas democráticas, antiimperialistas y de izquierda que son las que han conquistado importantes derechos con su lucha y movilización.

Queremos gritarle al mundo: Que no le tenemos miedo a Correa ; que los luchadores y luchadoras populares encarcelados y perseguidos tampoco tienen miedo; el miedo está en los defensores del imperialismo y las fuerzas reaccionarias, que están asustados ante el avance de las fuerzas revolucionarias en Ecuador, América y el mundo.

Compañeras de América y el mundo: gracias por su solidaridad y apoyo que nos motiva a continuar en nuestra lucha por conquistar la emancipación de las mujeres y la instauración del Socialismo, la Patria de Justicia y Libertad para toda la Humanidad.

PRONUNCIAMIENTO DE SOLIDARIDAD  CON L@S PRESOS-AS POLÍTOC@S, SENTENCIAD@S Y ENJUICIAD@S POLÍTIC@S ECUATORIAN@S. 

Las y los Asistentes a LA CONFERENCIA DE MUJERES DE LAS AMÉRICAS resolvemos expresar públicamente:

NUESTRA SOLIDARIDAD con las organizaciones sociales y políticas del Ecuador con su lucha por la reivindicación de los derechos de los trabajadores y los pueblos; en especial con las mujeres que son parte fundamental de las acciones que se desarrollan en defensa de la Vida, la libertad y la soberanía.

La SOLIDARIDAD Y EXIGENCIA  por  la libertad inmediata del dirigente estudiantil MARCELO RIVERA y  de los 10 detenidos el pasado 3 de marzo, en  Luluncoto: CRISTINA CAMPAÑA, ABIGAÍL HERAS, FADUA JARRIN TAPIA, HUGO VINUEZA, PABLO CASTRO, LUIS MERCHAN, ROYCE GÓMEZ, SANTIAGO GALLEGOS, CÉSAR ZAMBRANO Y HÉCTOR ESTUPIÑÁN.

Demandamos que cese la persecución a las y los dirigentes  populares del Ecuador por parte del Gobierno de Correa.

Expresamos nuestra SOLIDARIDAD con las madres y familiares de las y los luchadores/as injustamente detenidas/os.

Hacemos un llamado  a los organismos de Derechos Humanos de América y el mundo a cumplir un mejor papel en la defensa de la vida y los derechos humanos y para que trabajen por terminar con la política de CRIMINALIZACIÓN DE LA LUCHA SOCIAL, que se impulsa en el Ecuador y en la mayoría de países de América.

¡LIBERTAD LUCHADORES-AS SOCIALES ECUATORIANOS-AS!
¡ABAJO LA CRIMINALIZACIÓN DE LA LUCHA SOCIAL!
¡VIVA LA UNIDAD DE LAS MUJERES TRABAJADORAS! 

Vivian Méndes – Brasil.
Ana Cristina Bermúdez – Colombia.
Susana Galli – Argentina.
Dilia Mejías – Venezuela.
Noemí Quispe – Perú.
Alicia Fernández – Uruguay.
Karin Scheller – Alemania.
Cecilia Jaramillo J – Ecuador.
.

.

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: