Ecuador: Correa y el Caso Delgado

24 diciembre, 2012

imagen-Ecuador: Correa y el Caso Delgado

“ SI ME DEMUESTRAN QUE PEDRO DELGADO FALSIFICÓ SU TÍTULO, DEJO LA PRESIDENCIA Y ME VOY A LA CASA … ”

(Rafael Correa, en la cadena sabatina No. 298 del 24 de noviembre de 2012. Fuente CNN)

En la sabatina, Correa dijo: “Es un problema indignante el de Pedro Delgado”, “Nosotros somos devotos de la verdad”, “Hay que combatir la doble moral” y añadió: “Pedro tiene un título de cuarto nivel que es superior al de tercer nivel” “Este tema de mi primo, les dará carroña a quienes se alimentan de esto”, etc…

Lo que no dijo Rafael Correa,  es que el Código penal tipifica como delito que un funcionario público haga constar datos no verídicos (falsificación de título de economista) en documentos oficiales, lo que es sancionado con reclusión de 7 a 9 años. Arts. 337 y 338 del mencionado Código.

Correa, no dijo tampoco,  que el “acto de inmadurez”, como calificó su primo Pedro Delgado a la falsificación de su título, acarrearía al Estado, a demandas internacionales por las resoluciones que firmó  como economista, en temas como la venta de empresas incautadas.

Este vulgar falsificador, que fue asesor presidencial, tiene que responder por ser el protagonista de temas polémicos que no han sido (y seguramente no serán) aclarados por la justicia, ya que este ciudadano con toda la desfachatez de un sinvergüenza, fugó del país a Miami.   Recuerden que Delgado   quiso vender COFIEC a un banco de Irán y cuando presidió el directorio de esa institución le “prestó” 800 mil dólares a Duzac.

Más allá de lo dicho, se ha producido una grave lesión a la ÉTICA PÚBLICA, cuando el gobierno haciéndose el sordo, ante las múltiples denuncias contra este sátrapa, se anticipó en asumir una cerrada defensa, le rindió un homenaje público en desagravio, por su irreprochable y meritorio comportamiento como funcionario público y primo del presidente.

Este hombre (Delgado) sin educación moral, traidor, egoísta y ambicioso, anidó en Carondelet, bajo la protección del presidente Correa, quien al ser su escudo y olvidarse de las normas de la moral, al seguir el vicioso camino de su primo, se convierte en CÓMPLICE Y ENCUBRIDOR del bribón que por pícaro  merece cadena perpetua (y 5 días más).

Demuestre presidente Correa su hombría de bien, si la tiene. Descienda de su lugar de soberbia, prepotencia y ferocidad.  RENUNCIE A LA PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA DEL ECUADOR, y en calidad de común ciudadano tercie en las próximas elecciones, que el pueblo no olvida a los corruptos  que protegen a pillos y abusan de los poderes públicos en provecho propio.

Fausto Lupera Martínez
DIRECTOR PICHINCHA – SP

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: