Ecuador: CONFENIAE resultados electorales y llamado al “dialogo”

1 marzo, 2013

Imagen-Ecuador: CONFENIAE resultados electorales y llamado al "dialogo"

LA CONFEDERACION DE NACIONALIDADES INDIGENAS DE LA AMAZONIA ECUATORIANA ANTE LOS RESULTADOS ELECTORALES Y EL LLAMADO DEL GOBIERNO A UN “DIALOGO”.

Las Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Amazonia Ecuatoriana (CONFENIAE) y las 19 federaciones que la conforman, somos una fuerza organizada cuya voz de protesta no se ha callado en ningún momento de la historia de nuestro país, por lo que hacemos pública nuestra posición ante la coyuntura electoral y los sucesos de los últimos días.

Los resultados electorales del pasado 17 de febrero no representan una derrota organizativa ni mucho menos la destrucción del horizonte político de las nacionalidades y pueblos indígenas y organizaciones sociales del Ecuador. Es de conocimiento público que el presidente reelecto Rafael Correa ha venido haciendo campaña durante 6 años de manera cotidiana usando todas las artimañas, medios de comunicación y facilidades del estado para consolidar su movimiento político, en resumen: el dinero del pueblo.

Las viejas prácticas de la partidocracia han sido “combatidas” de palabra y repetidas en los hechos de manera sistemática con la entrega de camisetas e insumos mediante sus ministerios y la coerción hacia los empleados públicos por parte de los directores de tales dependencias, un hecho nefasto e inocultable.

Concomitantemente, el gobierno ha convertido en una política de estado la persecución y judicialización a líderes sociales, defensores de Derechos Humanos, comunicadores, periodistas, estudiantes, profesores y todos quienes tengan posiciones críticas al régimen. Como muestra de ello existe más de un centenar de criminalizados entre procesados, sentenciados y presos. Más aún, en las últimas horas 10 jóvenes han sido condenados sin sustento alguno en clara confirmación de la presión ejercida por el ejecutivo sobre la justicia.

La política económica no ha cambiado un solo milímetro respecto a los gobiernos anteriores, al contrario se ha radicalizado el extractivismo con el agravante de pasar por alto un derecho básico que hemos ganado los pueblos indígenas como es la “Consulta Previa, Libre e Informada”; además nuestras propuestas y creaciones conceptuales han sido usurpadas, mal usando y tergiversando el sentido histórico de nuestros principios y visión filosófica. En  esta “nueva época”, el Ecuador está más endeudado con los chinos; hoy más que nunca están amenazados nuestros territorios y por ende la vida de pueblos, culturas, seres humanos y la misma selva con sus seres y elementos constitutivos.

Si bien es innegable el triunfo electoral, tampoco se puede pasar por alto el gran porcentaje de ausentismo y la elección de los votantes por otras propuestas políticas.

La victoria en las urnas representa tan solo uno de los matices del proceso de construcción de una sociedad, ya que la lucha por los derechos y la vida se defiende en los territorios. Por ello le decimos al gobierno que so pretexto de haber ganado en las urnas no debe seguir violando la Constitución ni metiendo la mano en los  otros poderes del Estado y debe parar toda práctica que restringe los derechos humanos.

Ante el llamado al diálogo pronunciado en su cadena sabatina, expresamos que las nacionalidades indígenas siempre hemos estado abiertas al diálogo, pero a un diálogo sin amenazas, sin humillación, sin persecución, sin que nos estén golpeando por la espalada.

Lamentablemente en estos 6 años, el presidente no ha depuesto actitudes prepotentes que atentan contra la dignidad de nuestros pueblos, no ha abierto el camino para dialogar y al contrario se ha radicalizado la estigmatización y denigración a nuestros líderes. Bajo esas condiciones vemos muy difícil establecer un diálogo de principios, de buena fe.

Las obras sociales que hace el gobierno son su obligación y es un derecho legítimo de los ecuatorianos y las ecuatorianas y no por ello tenemos que hipotecar nuestros territorios. Como parte de este estado, con los mismos derechos de todos, no aceptamos que se chantajee a los líderes a cambio de escuelas, carreteras o agua potable. No aceptamos la política clientelar que se sirve del dinero del pueblo para promocionar al gobierno.

Finalmente, expresamos nuestro profundo compromiso de luchar por la defensa de los derechos humanos, por los derechos colectivos, por nuestros territorios, por las libertades. Los resultados electorales en modo alguno condicionan o limitan nuestra lucha y organización. Al contrario, las nacionalidades amazónicas nos mantenemos en permanente movilización y en estado de máxima alerta, velando por el justo cumplimiento de la agenda de demandas que nuestras bases promueven a lo largo de la Amazonía. Si tenemos que salir a las calles a protestar lo haremos porque ningún gobierno, por más popularidad que haya labrado a fuerza de gasto público, puede violentar nuestros legítimos derechos.

Franco Viteri Gualinga
Presidente de la CONFENIAE

.

.

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: