India: Tribu de Avatar le gana batalla a Minera Vedanta

20 enero, 2014

Imagen-India: Tribu de Avatar le gana batalla a Minera Vedanta

Muchas personas creen erróneamente que la lucha por los derechos de los pueblos indígenas no puede ganarse, especialmente cuando de por medio están los intereses de enormes multinacionales. Sin embargo, este resultado demuestra que esto no siempre es acertado.

No, no es el guión, ni otra versión de la exitosa película de Hollywood “Avatar”. Esto es real, y lo mejor de todo es que acá David le ganó a Goliat. En otra oportunidad vimos como en Paraguay, los Indígenas Ayoreos no fueron protegidos por las autoridades correspondientes y aun no reciben ayuda para mantenerse en su tierra.

O como en Perú existen pueblos indígenas aislados como los nantis, que pueden desaparecer si es que llegan a encontrarse con el “hombre civilizado” al querer expandir un proyecto de gas ubicado en el sudeste de la Amazonia peruana. O las petroleras ponen en peligro a indígenas no contactados.

En esta oportunidad, los dongria kondhs o Tribu Avatar están celebrando su victoria contra el gigante minero británico Vedanta Resources.

Siempre las historias comienzas con una gran corporación, que quiere explotar un recurso natural estratégico, que en su afán de ganar dinero, no le importa arrasar con todo, incluso la vida de las personas, y es el caso de los dongria kondhs.

Ser un dongria kondh es vivir en las colinas de Niyamgiri (en el estado indio de Odisha), India,  ya que no viven en ningún otro lugar y aproximadamente son 8.000.

Es una descripción fría presentar así a este grupo de personas, que ahora se han unido más que nunca para evitar que su pueblo sea destruido por una gran minera. Para los dongrias, la colina de Niyam Dongar es el hogar de su dios Niyam Raja. Para Vedanta, la minera que quiere sacarlos de su lugar, es un depósito de bauxita valorado en más de dos mil millones de dólares.

La bauxita es una roca sedimentaria, que puede ser tanto blanda como dura, compuesta por óxidos de aluminio hidratados. Se origina como residuo producido por la meteorización química de una amplia gama de rocas. Es la principal mina de aluminio utilizada por la industria.

Entre el 85 y 95% de la bauxita extraída por la minería es usada en la producción de aluminio. El contenido de hierro en las bauxitas eleva el costo de producción de aluminio por lo que las bauxitas con mucho hierro no son deseables para producir aluminio.

La mina a cielo abierto que Vedanta pretendía construir, destruiría los bosques, alteraría los ríos y auguraría el final de los dongria kondhs como pueblo. Los dongrias y sus vecinos –las tribus kondhs, que también veneran a Niyam Raja– están determinados a proteger su montaña sagrada.

Bloquearon las carreteras, formado una cadena humana y organizado numerosas manifestaciones contra la empresa, incluso prendieron fuego a un jeep de Vedanta que había entrado en la meseta sagrada.

Todas las tribus reunieron fuerzas y en una reunión en conjunto decidieron que no les iban a quitar sus tierras.

Vedanta lleva desde 2003 tratando de minar en Niyamgiri, fue fundada por el multimillonario Anil Agarwal, que posee más de la mitad de las acciones de la empresa.

La empresa construyó una refinería al pie de las colinas y también comenzó a construir la cinta transportadora que llevaría la bauxita desde la montaña. Los habitantes kondhs que fueron expulsados de sus hogares a causa de la refinería han sufrido amenazas e intimidaciones.

Han perdido tanto su tierra como sus medios de subsistencia. También padecen problemas de salud causados por la contaminación de la refinería, a la que responsabilizan de problemas de piel, enfermedades en el ganado y daños en los cultivos. El comité de control de la contaminación del Gobierno de Odisha ha concluido que las emisiones químicas de la refinería son “alarmantes” y “continuas”.

Los dongrias permanecen unidos en su determinación de impedir que Vedanta, o quienquiera que sea, convierta su montaña sagrada en un vertedero industrial. Antes de que lograsen parar la mina, el Tribunal Supremo había dado su “aprobación inicial”. Una de las condiciones del Tribunal fue que parte de los beneficios de la mina se destinen al “desarrollo tribal”. Pero ningún programa de “desarrollo” ni de “compensación” podría subsanar los problemas que causaría la explotación minera de Niyamgiri: la destrucción de un entorno y una cultura únicos.

Los dongrias han acusado a Vedanta de “intentar comprarnos con dinero”, y han dejado claro que: “La minería sólo produce beneficios para los ricos. Nos convertiremos en mendigos si la empresa destruye nuestra montaña y nuestra selva para hacer dinero. No queremos la mina ni ninguna ayuda de la empresa”.

El proyecto de la mina de Vedanta fue condenado por el Gobierno británico después de que Survival remitiera una queja a la OCDE y varios accionistas, como la Iglesia de Inglaterra, retiraron sus participaciones de la compañía por motivos éticos. Varias investigaciones en la India también criticaron el proyecto.

Los dongrias han contado con el apoyo de Rahul Gandhi, vicepresidente del Congreso Nacional Indio (también conocido como Partido del Congreso) e hijo de Sonia Gandhi, que ha prometido ser el “soldado de infantería” de los dongrias en Delhi. Rahul ya había visitado en dos ocasiones previas las colinas de Niyamgiri para mostrar su apoyo a la lucha de los dongrias contra la mina de Vedanta.

Te invitamos también a conocer los efectos de la explotación del Coltán, mineral que permite que nuestros aparatos electrónicos sean inteligentes.

Más Información: survival.es

.

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: