Espana: No autoricen la deportacion de Osumane Sow

4 julio, 2014

Imagen-Osumane Sow

Al Consulado de Senegal en España:

Nos dirigimos a ustedes como autoridades competentes para firmar los salvoconductos que permiten la deportación de España de ciudadanos nacionales de Senegal, y en último caso, responsables de la misma.

Somos un grupo de ciudadanos residentes en España que nos oponemos firmemente a la deportación forzada de Ousmane Sow, con nº de pasaporte A00758565, el cual lleva residiendo en España desde hace casi 10 años, como se ha documentado pertinentemente.

Ousmane es una persona conocida y respetada por muchos de nosotros, con el cual mantenemos fuertes vínculos personales. Nosotros consideramos ilegítima, injusta y “paralegal” su deportación.

En cuanto a lo ilegítimo y paralegal se debe a que, tal y como se ha documentado, Ousmane está plenamente arraigado en la sociedad española, donde lleva residiendo desde que era un adolescente (17 años). Hasta los 18 años su tutela estuvo a cargo del Estado Español (en el C.E.T.I de Ceuta). Posteriormente a su mayoría de edad, no se le proporcionó documentación para residir ni trabajar legalmente, lo que consideramos absolutamente falto de sentido e injusto. Sus posteriores intentos de regularizar su situación fueron denegados.

Durante años Osumane trabajó informalmente como jornalero en el campo de la provincia de Cataluña. Sin embargo, no consiguió legalizar su situación, al no haber conseguido un contrato laboral por parte de sus empleadores, lo que entendemos como un abuso de los derechos humanos, laborales, civiles y sociales más fundamentales.

Desde hace dos años Ousmane vive en Madrid, donde lleva a cabo trabajos esporádicos,  y de forma informal, al no disponer del permiso de trabajo (mudanzas, arreglos de pintura y carpintería, ect.), lo que también se ha demostrado pertinentemente (hasta el punto que se puede demostrar algo informal). Además, Osumane es ayudado económicamente por su pareja, con la que convive y con la cual actualmente está tramitando constituirse legalmente como pareja, como se ha documentado.

Osumane Sow ha demostrado como corresponde su arraigo en nuestra sociedad, con los documentos necesarios para ello. No obstante, los argumentos esgrimidos en la Orden de Expulsión no abordan el arraigo, sino otra serie de cuestiones que además de injustas, contradicen la presunción de inocencia,  pilar fundamental de nuestro aparato legal. Dichos argumentos presumen que Ousmane es delincuente y peligroso, por una serie de denuncias de la policía, al haber cambiado en distintas ocasiones de residencia, y por no tener medios conocidos de vida.

 Ousmane no es delincuente puesto que nunca ha sido declarado culpable judicialmente de algún delito, como se ha comprobado mediante su hoja de antecedentes penales, judiciales y policiales. Por otra parte, en el caso de que esté siendo acusado de algún delito,  exigimos que se cumpla su derecho constitucional a ser juzgado por ello.

Osumane, al contrario que lo que expone su Orden de Expulsión, es una persona integrada en la sociedad española, donde lucha por desarrollarse a todos los niveles, a pesar de las escasas oportunidades estructurales que ha tenido para ello. De ello dan fe documentos de asociaciones culturales y sociales donde Osumane ha colaborado, además de la movilización ciudadana que está originando su internamiento en el CIE  (manifiesta en eventos como el del 12 de Julio por su libertad, en el CSO la Forja), o el hecho de que tenga visitas diarias en el CIE, bien de su pareja, bien de amigos ciudadanos españoles, bien de organizaciones sociales.

Por otra parte, Ousmane no dispone de red familiar o social de apoyo ninguna al haber emigrado cuando era un adolescente.

Por todo ello nos oponemos firmemente a su expulsión de España, y rogamos a las autoridades senegalesas en España que no la faciliten.

Atentamente

Fuente: change.org

.

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: