Ecuador: Cambio de epoca: ¿De duenos del pais a monarcas?

13 agosto, 2014

Imagen-Ecuador: Cambio de epoca: ¿De duenos del pais a monarcas?

Por: El Equipo de Opción

Muchos recuerdan en estos tiempos el apodo que tuvo, bien ganado por cierto, el ex presidente León Febres Cordero: “el dueño del país”, y han tratado de  calzárselo al actual  mandatario, pero se han encontrado con una doble dificultad: primero que ese calificativo parece quedarle chico a Rafael Correa, porque lo que ha hecho en estos últimos años supera exponencialmente a lo que el mencionado ex presidente  neoliberal hizo.

La otra dificultad es que la actual realidad discursiva y de  ejercicio del poder en el país, ha tomado un rumbo insospechado: Rafael Correa ha ido construyendo casi milimétricamente una estructura jurídica, política e institucional, que no admite semejantes libertades (que ahora son consideradas violaciones a la honra del Presidente).

Desglosando un poco lo Afirmado

Febres Cordero es recordado por la imagen fuerte que  proyectaba: montado en un caballo, con sombrero, guayabera y fumando su infaltable  cigarrillo. Rafael Correa proyecta su imagen fuerte cada sábado, sentado frente  a un público al cual instruye, adula y en ocasiones hasta regaña; cambió el caballo por  una pantalla gigante, ubicada a sus espaldas, que reproduce la señal transmitida a todo el país y muestra primerísimos primeros planos, o planos brasileros, como se les llama en el argot televisivo, del rostro del Presidente, de sus ojos, su sonrisa, sus ceños fruncidos y más gestos, que lo acercan, lo humanizan y al mismo tiempo lo idealizan como superior.

Rafael Correa usa algo que Febres Cordero jamás consideró importante: la propaganda científicamente diseñada, una propaganda en la que, según una reciente investigación de la revista electrónica Plan V, se pueden gastar 6 millones de dólares para que le hagan una campaña de imagen en el exterior.

Superó con creces a Febres Cordero en la construcción del mito. Si el ex socialcristiano era recordado como rudo, con frases célebres como: “yo nunca me ahuevo carajo”, Correa ha sido construido como el académico, merecedor de títulos honoris causa, pero al mismo tiempo como el invencible líder supremo, con frases como: “a esta revolución no la para nada ni nadie”

La multimillonaria propaganda, difundida a través de todos los medios y formas, ha permitido que se pierda la capacidad de asombro en los ecuatorianos, sobre las acciones cada vez más autoritarias y concentradoras del poder que impulsa el mandatario.

Una de esas acciones últimas es la que tiene que ver con la intención de quitarles a los maestros la administración de su Fondo de Cesantía para dárselo al Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (BIESS), simplemente  porque así  lo quiere el gobierno,  sin considerar un principio básico del capitalismo: la inviolabilidad de la propiedad  privada. Se trata, según  han dicho los maestros, de una verdadera confiscación de sus fondos, con absurdas normativas que pisotean la Constitución y la ley.

Es que mientras más se concentra poder en términos político-institucionales, menos se respetan los derechos  individuales y colectivos de  los ecuatorianos, como el básico derecho a ahorrar y disponer de los recursos como la persona estime conveniente. El Estado está por sobre cualquier derecho individual, y lo más grave: se está llegando a una situación en la que el Estado es el Presidente.

Si antes se hablaba de un presidente como “el dueño del país”, ahora no faltan ganas de hablar de un monarca.

.

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

Previous post:

Next post: