“De Roma viene lo que a Roma va”

21 mayo, 2015

El periodo Febres Corderista y el periodo Correísta, dos periodos autoritarios, coinciden en la visita del Papa Santo de Roma.

Treinta años después de la inolvidable visita del PAPA SANTO de Roma, Juan Pablo II, nuevamente los ecuatorianos tendremos la suerte de contar con la visita del pontífice PAPA FRANCISCO en este año.

Treinta años después tenemos dos escenarios religiosos diferentes, pero con un escenario político no tan distinto, porque no encuentro mucha diferencia entre León y Rafael, sobre todo en el trato al sector indígena.

Uno de los actores directos de la organización de recibimiento al Papa Juan Pablo II, el Monseñor José Mario Ruiz, quien para entonces fue  Obispo de la Provincia de Cotopaxi, nos cuenta algunos de los pormenores de cómo fue la organización para la venida del anterior Papa.

No puedo imaginar cómo la derecha de León Febres Cordero hizo todas las movidas para que el Santo Padre no visite al Sector Indígena en Cotopaxi, que no vaya al Suburbio de Guayaquil, y peor no quería saber nada de la intervención de los líderes de la CONAIE, más aun cuando anticiparon que colocaran un poncho rojo al Papa Santo.

El gobierno de Febres Cordero, con la complicidad de algunas autoridades religiosas, envió un telegrama a Roma donde seguramente le dijeron a la Santa Sede la agenda que se preparaba en el Ecuador. Como era de esperar la Santa Sede devolvió un telegrama con sus preocupaciones, sobre el cual, el canciller de la época le dijo: “Sr. Obispo hay un telegrama de Roma que dice que no está muy de acuerdo con la agenda planteada…”. Al cual, el obispo José Mario Ruiz le respondió: “DE ROMA VIENE LO QUE A ROMA VA”. (Es decir, si ustedes mandaron esa preocupación a Roma, es lógico la respuesta de Roma).

El Obispo José Mario Ruiz nuevamente envió un telegrama a Roma indicando que si el SANTO PAPA viene es para UNIR a la sociedad ecuatoriana, y negarse a la participación directa de los indígenas y de los pobres, es desconocer la composición pluricultural del Ecuador. Además, no recibir el poncho indígena será un desprecio al indigenado …”. Frente a esta explicación la Santa Sede dijo: “que se haga lo que en Ecuador se quiere que haga”.

Es así como el Papa Juan Pablo II en su primer día de visita intervino en:

- En el aeropuerto Mariscal Sucre
- En la Iglesia de la Catedral de Quito
- En Carondelet
- En el parque la Carolina
- En la Radio Católica
- En la Basílica del Voto Nacional
- En la Plaza San Francisco
- En el Estadio Olímpico Atahualpa con los jóvenes
- En la Iglesia de la Compañía de Jesús
- En la Nunciatura Apostólica con el cuerpo diplomático

Pero en ninguno de estos espacios le demostraron al Santo Papa la riqueza cultural que guardaba el Ecuador profundo. Aunque el Santo Papa en su primera intervención en el aeropuerto de Quito dijo:

“Me lleno de gozo encontrarme en la patria de Atahualpa y cuna de los hijos de la iglesia como Mariana de Jesús, Santo Hermano Miguel, Mercedes de Jesús Molina entre otros…”.

Fue al siguiente día de su visita, en la provincia de Cotopaxi en donde el Santo Padre se encontró con ese Ecuador PLURINACIONAL Y PLURICULTURALMENTE DIVERSO.

Es aquí donde es recibido por el Obispo de la Diócesis de Latacunga el Monseñor José Mario Ruiz, quien al ser uno de los primeros personeros religiosos que promovió la organización del Movimiento Indígena de Cotopaxi (MIC) no perdió la oportunidad de presentar al Santo Papa la diversidad y la riqueza cultural de todo el país.

En Cotopaxi, no hubo protocolos de cancillería, sino que fue algo tan natural que los indígenas sean los actores directos y estén ubicados en primera fila en esas dos horas de convivencia con la máxima autoridad mundial de los cristianos. Aquí intervinieron directamente, el mashi Aurelio Vega dirigente del MICC (Cuturivi – Pujilí), el dirigente de la CONAIE mashi Manuel Imbaquingo, el mashi Felipe Duchicela XVIII, quien le colocó un poncho rojo, y un indígena shuar le puso la taguasa (corona de plumas)….

Es en Cotopaxi donde el Santo Papa tan emocionado saluda en el idioma kichwa y en su discurso dice:

“Veo aquí a tantos indígenas que han venido desde las inmensas selvas orientales, de los grandes ríos de la costa y junto a los habitantes de esta hermosa sierra ecuatoriana. ..Vosotros me ofrecéis un espectáculo alentador con la culturacronia de sus vestidos y su amor ardiente a Jesús…”

Si bien la agenda planteada incomodo al poder político ya en resultados se conoció de palabras del Santo Padre que en su visita a Ecuador lo que más le gustó fue la SENCILLEZ con la que recibieron los ecuatorianos tanto en Cotopaxi como en el suburbio de Guayaquil. Pues, en uno de los discursos ofrecido en la Plaza de San Pedro en Roma el Papa dijo:

“lo que más le gustó y le llamó la atención es la sencillez con la que le recibieron los ecuatorianos…”…dice que se refirió a la casa de paja que se montó en la explanada de la Cocha – Latacunga, así como, la camioneta de un lechero que sirvió de PAPA MÓVIL… ….

Treinta años después el Monseñor José Mario Ruiz, hoy desde su casa en Pujilí, con sano orgullo afirma:

“Por primera vez los indígenas ocuparon las primeras filas. Fue la primera vez que los indígenas miraron de arriba hacia abajo, y las autoridades por primera vez miraron de abajo hacia arriba. Algunas autoridades miraron desde lejos la organización del encuentro…pero lo bueno es que en esos momentos todos querían estar cerca del PAPA…”.

Entre anécdotas el Monseñor José Mario Ruiz cuenta que la fábrica de leche INDULAC colaboró con la preparación de la camioneta que sería el “Papa Móvil” con la única condición que el dueño de INDULAC le pedía “que dejen manejar el carro y él le llevaría al Papa. Al cual el Sr. Obispo accedió y dijo: “además que vas a conducir la camioneta que llevará al Papa te bendecirá y hará el bautizo de la leche….(risas).

En fin, esto fue hace 30 años, y ahora ya no está en el gobierno León Febres Cordero, pero casi da igual, tenemos a Rafael Correa gobernando y de hecho, al igual que hace treinta años no solo que coincide en ser un régimen autoritario, dictatorial y excluyente, sino que tambien Rafael Correa ya se fue a Roma a preparar el terreno para la venida del Santo Padre Francisco, y cabe el refrán del monseñor Ruiz: “de Roma viene lo que a Roma se va”.

En este sentido, ojala el Presidente Correa, no este pensando sacar provecho politico de la visita del Santo Papa Francisco. Aqui todo los ecuatorianos seremos los protagonistas sin estar en primeras filas ni quererse disputar los espacios, porque la fe no exije membrecias sino tan  solo mostrarnos como somos un Estado laico que respeta la unidad en la diversidad.

Espero que el Presidnete Correa haya dicho la verdad al PAPA Francisco sobre el “Ecuador de los “milagros”. Pues, en Ecuador “no hay pobreza”, “no hay desempleo”, “no hay hambre”, “no hay un joven sin cupos en las universidades”, “los jóvenes en el Ecuador eligen su profesión”, “los jubilados son los mejor tratados y tienen mucha plata – superavit en el IESS”, “existe una democracia con independencia de funciones como esencia de un Estado de Derecho”, “El Presidente jamás se enfrenta con adolescentes, ni manda a trabajar en los parques como castigo”, “las mujeres son las más respetadas por el Presidente”, “se respeta los derechos humanos”, “existe libertad de expresión”, “no hay persecución a los que piensan diferente al régimen”, “aquí no hay contramarchas del gobierno para minimizar las marchas legitimas de los sectores sociales”, “aquí el mejor ejemplo de respeto a la naturaleza es la no explotación del YASUNI y el Gobierno de Correa ha dejado el petróleo bajo tierra”, “no existe corrupción porque este es un gobierno de manos limpias”, “en el Ecuador nadie conoce la droga muchos menos los funcionarios”, “el Presidente Correa no tiene hermano ni hermana, ni primos involucrados en los contratos con el Estado”, “aquí la felicidad se mide cuando la gente tiene que comer y no existe ninguna subsecretaria que controle los excesos de la felicidad humana”, “aquí ningún primo del presidente falsifica títulos”, “en el Ecuador el Presidente nunca habla malas palabras y está ausente de toda vulgaridad sobre todo los sábados”, “a los indígenas les quiere mucho y nunca les dice kaspi-humas, karetucos, pelagatos, minorías, y nunca dice que ganen las elecciones si quieren opinar”, “no hay presos ni perseguidos políticos”, “el Presidente es el mejor amigo de los medios de comunicación y nunca ha proferido con insultos como prensa corrupta y tampoco rompe periódicos en público”, “no hay prensa mala todos los medios son buenos”, “a los caricaturistas le felicita por cada dibujo porque goza de buen sentido del humor”, “en el Ecuador no se cierran las esculitas en comunidades indígenas”, lo más importante “en Ecuador el Presidente Correa ama a los jovenes y mantiene una excelente relación con las autoridades de la Iglesia Católica y nunca ha proferido insultos diciendo pelucones ni kuruchupas….”.

Bienvenido Santo Padre Francisco a este Ecuador diverso culturalmente, que más allá de ser un país de los “milagros”, es un Estado Laico…lleno de fe y esperanza, con gente que lucha por días mejores para sus hijos.

Nota: la Foto es cortesia de Monseñor José Mario Ruiz …son parte de un archivo privilegiado e histórico  del Monseñor…..

Lourdes Tiban
ASAMBLEÍSTA NACIONAL
POR LA UNIDAD PLURINACIONAL DE LAS IZQUIERDAS

Compártenos y Síguenos en:
  • Bitacoras.com

{ 1 trackback }

Previous post:

Next post: